Primera sentencia que iguala la indemnización por cese objetivo para los contratos temporales.

Publicado por fersasi fersasi
Opciones
La Sala de lo Social del TSPV eleva de ocho días por año a veinte la indemnización concedida a una investigadora pese a que considera que su contrato, equivalente a un contrato para obra o servicio determinado, de más de tres años de duración, era de carácter temporal.
El Tribunal superior de Justicia del País Vasco ha generalizado el alcance de la reciente resolución del Tribunal de Justicia de la UE que equiparaba los derechos de los trabajadores con contratos temporales a los de los empleados fijos cuando finaliza la relación laboral.
Así, la sentencia de la Sala de lo Social establece una indemnización de 20 días por año trabajado para una empleada de la Fundación Vasca de Innovación e Investigación Sanitaria (Bio Euskal Fundazioa) – dependiente del departamento de Sanidad – pese a que considera que su contrato, de investigación, equivalente a un contrato para obra o servicio determinado, de más de tres años de duración, era de carácter temporal. De esta forma, eleva de ocho días por año a veinte la indemnización concedida.
Esta resolución responde a un recurso contra una sentencia dictada por el Juzgado de lo Social número 2 de Bilbao que había desestimado la demanda de la trabajadora. Ahora el TSJPV admite el ajuste a derecho de la temporalidad del contrato, pero haciéndose eco del fallo del Tribunal de Justicia de la UE del pasado 14 de septiembre, entiende que la indemnización debe ser la misma que la que tendría un trabajador fijo despedido por causas objetivas.

1 Comentario

classic Clásica list Lista threaded En Árbol
fersasi fersasi
Responder | En Árbol
Abrir este mensaje con la vista en árbol
|

Justificación de remisión de las facturas rectificativas. Art 24.1 RIVA.


Últimamente la AEAT exige una prueba o justificación del envío o remisión de la factura rectificativa al destinatario de la operación en el marco del procedimiento de modificación de la base imponible que realice el acreedor, según el artículo 80 Ley de IVA y 24 Reglamento de IVA, al amparo del artículo 105 de la LGT que establece que “en los procedimientos de aplicación de los tributos quien haga valer su derecho deberá probar los hechos constitutivos del mismo”.

Así pues, se hace imprescindible para la procedencia de la modificación de la base imponible justificar la remisión de las facturas rectificativas al destinatario por un medio del que quede constancia su envío, tal como burofax o conducto notarial.

En cuanto a la obligación por parte del acreedor de comunicación a la AEAT de la modificación de la base imponible realizada (mediante escrito en el plazo de un mes desde la fecha de expedición de la factura rectificativa), se aconseja acompañar también, a parte de la documentación exigida en el artículo 24.1.2º Reglamento de IVA (copia de las facturas rectificativas y copia del auto judicial de declaración de concurso o, en el caso de créditos incobrables, los documentos que acrediten que el acreedor ha instado el cobro del crédito mediante reclamación judicial o requerimiento notarial), justificación de dicha remisión o envío de las facturas rectificativas al destinatario de la operación (deudor) para evitar en un primer momento requerimientos innecesarios por la AEAT en orden a la comprobación y prueba del envío comentado de dicha factura rectificativa.